“Tras el proceso de divorcio legal viene la separación física de nuestra pareja. No obstante, tras la firma del divorcio, todavía no hemos llegado al final de los trámites, puesto que todavía nos falta realizar el cambio de titular en la nueva propiedad y dar de alta la luz.
En este sentido, es normal que cuando nos divorciamos nos tengamos que mudar a una nueva vivienda, motivo por el cual tendremos que ser cuidados al rescindir todos los contratos que nos puedan atar a alguna responsabilidad en nuestra anterior casa, para comenzar a realizar todos los trámites propios en el nuevo hogar.
Ahora, ¿cómo podemos averiguar que se ha cambiado bien el titular de la luz? ¡Veamos a continuación!

Cambio de titular: pasos para realizar el procedimiento de manera correcta

Cuando nos mudamos a una nueva propiedad posterior a la firma del divorcio, tenemos que estar atentos a realizar el cambio de titular con Iberdrola tanto en la anterior propiedad como en la nueva.
En la anterior, porque así evitaremos que nos sea facturado algún gasto energético sin nuestro consentimiento; mientras que, en la nueva vivienda, porque solamente el titular del contrato puede dar de alta la luz, modificar la potencia contratada y escoger libremente la tarifa de servicios energéticos que desea contratar.
Para realizar tan importante gestión, bastará con llamar a la atención al cliente de la empresa energética y facilitar los siguientes datos:

  • Datos completos del nuevo titular: incluyendo su nombre, apellido y número de DNI.
  • Cuenta bancaria a nombre del nuevo titular.
  • Dirección del inmueble.
  • Códigos exclusivos de suministro de la vivienda.
  • Información que avale el cambio de propiedad del titular.

Si quieres más información sobre cómo cambiar el titular del contrato con Iberdrola, Repsol, Holaluz y otras compañías, puedes hacer click aquí.

Dar de alta la luz en el nuevo hogar tras el divorcio

Si el lugar a donde hemos decidido mudarnos ha estado deshabitado durante un largo tiempo, con toda seguridad el anterior propietario ha preferido dar de baja el servicio energético para evitar cualquier fuga o accidente en las instalaciones.
Esto significa que antes de mudarnos, tendremos que solicitar dar de alta la luz con Endesa, Holaluz, Podo o cualquier comercializadora. En este caso, al igual que como ocurre con la diligencia del cambio de titular, el trámite lo podremos solicitar a través de la atención al cliente de nuestra compañía energética favorita.
Lo único que tenemos que tener en consideración es que las empresas energéticas pueden tardar hasta siete días en dar de alta el servicio en la propiedad. De cualquier forma, ten presente que el precio por dar de alta la luz es el mismo para todas las compañías, ya que está regulado por el Estado.

Otros trámites a los cuales les tendremos que poner el ojo tras el divorcio 

Además de realizar el cambio de titular de manera adecuada y dar de alta la luz en la nueva propiedad, existen otros trámites legales a los cuales tendremos que poner especial atención para poder realizarlos tras el proceso de divorcio. Veamos:

 

  • Realizar los cambios correspondientes en el seguro con respecto a la liberación de responsabilidades conyugales.
  • Notificar a las empresas de crédito el divorcio para separar de manera adecuada las responsabilidades financieras.
  • Finiquitar cualquier contrato donde aparezcan firmas conjuntas y acordar nuevos términos en los casos que sea necesario.